Noticia del 2017: Obligan a cerrar a dos empresas de EEUU por tráfico de tejido de fetos abortados

Las compañías DaVinci Biosciences y DV Biologics han admitido su culpabilidad y la Justicia les obliga cerrar y suspender las operaciones comerciales en el Estado de California. Deberán pagar también una multa de casi ocho millones de dólares. 

Las denuncias por parte de David Delaiden y la CMP (Center for Medical Progress) continúan dando sus frutos.

La Justicia estadounidense ha obligado a dos empresas, DaVinci Biosciences y DV Biologics, a cerrar permanentemente y a pagar 7,8 millones de dólares de sanción tras una demanda civil de la Fiscalía del condado de Orange.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Ambas compañías se enriquecieron con la venta de partes de fetos abortados de Planned Parenthood durante siete años en los condados de Orange y San Bernardino, además de haber pagado sobornos a la misma organización.

DaVinci Biosciences y DV Biologics deben pagar una sanción de 7,8 millones de dólares por la venta ilegal de ilegal de células de tejido cerebral fetal

Las dos empresas han reconocido su culpabilidad y suspenderán todas las operaciones comerciales en el estado de California en un plazo de dos a cuatro meses.

David Daleiden, líder del proyecto del CMP y que ha ayudado a realizar la investigación sobre el tráfico de partes y tejidos de bebés abortados, ha afirmado que la admisión de culpa de las compañías «es una reivindicación del Centro para el Progreso Médico en cuestión de métodos y precisión del periodismo ciudadano».

Daleiden también ha recordado que actualmente Planned Parenthood «está bajo investigación federal por parte del Departamento de Justicia de los Estados Unidos debido a la venta de partes de fetos abortados».

“El siguiente paso es que las filiales de Planned Parenthood de Orange y San Bernardino rindan cuentas bajo la ley por ayudar durante siete años, instigar y beneficiarse del plan criminal de DaVinci para vender partes de bebés”, ha señalado.

La demanda por este caso se presentó en octubre de 2016 en el Tribunal Superior del Condado de Orange, y se alegó que las prácticas comerciales de los demandados eran ilegales, injustas y fraudulentas.

Las compañías fueron acusadas de vender ilegalmente células de tejido cerebral fetal entre los años 2009 y 2015

Las compañías fueron acusadas de vender ilegalmente células de tejido cerebral fetal entre los años 2009 y 2015, cuando la ley estatal y federal sólo permite el procesamiento y envío de tejido fetal, pero no su venta con ánimo de lucro.

El negocio reportó más de 1,5 millones de dólares entre 2013 y 2015 y entre los compradores hay instituciones académicas y empresas farmacéuticas.

Se produjeron unas 500 ventas con precios que llegaban hasta los 1.100 dólares el frasco. A partir de 2009 las empresas contrataron a consultores de marketing y lanzaron una campaña publicitaria con ventas de verano y descuentos promocionales en tejido fetal.

El negocio reportó más de 1,5 millones de dólares entre 2013 y 2015. El tejido fue adquirido de Planned Parenthood y otras organizaciones.

Entre los compradores había instituciones académicas y empresas farmacéuticas de Japón, China, Singapur, Corea del Sur, Alemania, Suiza, Australia, los Países Bajos, Canadá y el Reino Unido.

Palabras claves: Planned Parenthood, Empresas, DaVinci Biosciences, DV Biologics, Fetos, Instituciones académicas, Células de tejido cerebral fetal, IVE, ILE, Aborto, Protocolo, Prácricas comerciales ilegales y fraudulentas, etc.

Fuente: www.actuall.com. Sección: Vida. Fecha: 18-12-17

 

Enviadme un correo electrónico cuando las personas hayan dejado sus comentarios –

¡Tienes que ser miembro de Cuidar La Vida para agregar comentarios!

Únete Cuidar La Vida

Comentarios

This reply was deleted.